Cultura y Precipicios: la revolución conservadora en Rusia y sus consecuencias para Europa, por Carmen Claudin

Para despedir la temporada en este último acto de CLAC, se servirá una copa de cava catalán.

0
260

La investigadora del Barcelona Centre for Internacional Affairs (CIDOB), Carmen Claudín, impartió el pasado jueves 22 de junio en la sede de la Agencia Manifiesto la última sesión del seminario Cultura y Precipicios dirigido por Bashkim Shehu bajo el título “La revolución conservadora en Rusia y sus consecuencia para Europa“. Puesto que además es el último acto de la temporada de CLAC, se servirá una copa de cava catalán.

Claudín asegura que “desde el regreso de Putin a la presidencia de Rusia en marzo de 2012, la orientación ultraconservadora del discurso dominante originado desde el poder ha crecido en intensidad y en amplitud de los temas implicados: militarización de la educación, concepción del papel de la mujer y de la violencia de género, homofobia y familia, relación con las minorías y los inmigrantes, papel de la religión, concepción del uso de la fuerza y su papel en la visión de la relación con el mundo, revisión de la historia, exaltación del discurso identitario y del patriotismo, etc”.

Por otro lado, “muchos intelectuales, pasiva o activamente, han abrazado esta nueva ideología que define ‘qué es ser ruso hoy’ y la intelligensia del país ha visto declinar hasta desaparecer su papel de consciencia moral en la sociedad”, sostiene la investigadora.

En este contexto, Ucrania se ha convertido para el Kremlin en un símbolo de la lucha de Rusia contra un Occidente degenerado y por la afirmación de su identidad nacional.

En poco años, Putin se ha convertido en el icono del pensamiento y los políticos ultraconservadores en el mundo. Y los vínculos del Kremlin con partidos y grupos de ultraderecha, y también de ultraizquierda, se han ido estrechando y consolidando a través de Europa”, destaca Claudin.

Invitación Cultura y Precipicios Rusia

No hay comentarios